El escritor e historiador Wallace Stegner se refirió a los Parques Nacionales como “la mejor idea que tuvimos jamás.”

Las 391 áreas protegidas que forman parte del Sistema de Parques Nacionales desempeñan un papel importante en la protección y conservación de la diversidad biológica y cultural de Estados Unidos. Los recursos naturales y culturales asociados a estas áreas se encuentran protegidos por un marco jurídico pero su manejo es complejo y su permanencia en el tiempo requiere de la participación de todos.

Las Áreas Naturales Protegidas albergan paisajes de belleza inigualable donde la biodiversidad invita al visitante a disfrutar de momentos únicos e inolvidables. Son lugares en donde se puede disfrutar de la naturaleza en su estado puro y observar en su ámbito natural a una cuantiosa diversidad de especies de la flora y la fauna.

Nuestra calidad de vida está íntimamente relacionada con la salud de los ecosistemas. Mientras en las áreas naturales protegidas preservamos su valor ecológico, en las áreas culturales protegidas preservamos nuestra historia como nación. Por ejemplo, en los Parques Nacionales de América preservamos la herencia Hispana en alrededor de 17 unidades.

Tenemos el derecho a disfrutar de un ambiente sano y ecológicamente equilibrado. A pesar de los problemas ambientales que estamos provocando, la naturaleza sigue siendo benevolente y no solo nos ofrece su inigualable belleza sino que produce todo lo que necesitamos para vivir.

Conozca Big Cypress a través de los ojos de nuestro aliado Pedro Ramos, Superintendente de la Reserva Nacional Big Cypress del Servicio Nacional de Parques en el Sur de la Florida, quien amablemente nos concedió una entrevista especial para los seguidores de America Verde.